Alertan por un aumento de casos de influenza A H1N1

La situación epidemiológica de las enfermedades respiratorias de este año comparte el comportamiento de las infecciones respiratorias estacionales históricas y se asemeja más a lo ocurrido en el año 2017. El virus de la gripe A H1N1 circula ahora como un virus estacional y está incluido en la vacuna antigripal actual, es por eso que es el modo más efectivo de prevención.

En las últimas semanas observamos un aumento brusco de consultas y hospitalizaciones por cuadros de bronquiolitis, gripe y neumonías. Los virus encontrados son el virus sincicial respiratorio, adenovirus y en las últimas semanas se ha incrementado la frecuencia del virus de influenza o gripe”, aseguró Rosa Bologna, jefa del servicio de infectología y epidemiología del Hospital Garrahan.

Las Infecciones Respiratorias Agudas Bajas (IRAB) son la principal causa de internación en menores de dos años durante la época de frío. Este año, en el hospital se detectó que la tipificación de influenza A muestra un claro predominio H1N1, llegando al 65,4%, co-circulando con Influenza A H3N2 en un 30,8%. “Este dato es sumamente relevante, considerando el cambio respecto del año anterior al mismo periodo, donde el porcentaje de Gripe A H1N1 marcaba números infinitamente menores”, aseguró Andrea Mangano, jefa de la Unidad de Virología Molecular del Hospital Garrahan.

Los niños y niñas afectados presentan cuadro gripal y dificultad respiratoria moderada o grave, y muchos de ellos requieren tratamiento con oxígeno e  internación. Esto provoca un muy alto porcentaje de ocupación de camas en el Hospital. En 2018, por primera vez y anticipándose a una posible  epidemia, se creó la Unidad de Contención Estacional (UCE) que adicionó al Hospital 45 camas de internación para patología estacional. Este año, y para continuar con la misma estrategia, se llevó adelante una ampliación de 15 camas más en la UCE, pero el incremento de la demanda superó el 100% de la ocupación casi inmediatamente.

Carlos Kambourian, presidente del Consejo de Administración del Hospital Garrahan, precisó que “más allá de la información específica y los datos virológicos que para la población pueden resultar difíciles de entender, lo que queremos remarcar es la necesidad de extremar las medidas de prevención en cada hogar. El aumento que detectamos de circulación de Influenza A H1N1, productor de gripe A, afecta a niños y adultos”.

Medidas de prevención

-Mantener la lactancia materna
-Frecuente higiene de manos de cada miembro de la familia
-Adecuada ventilación de los ambientes
-Evitar conglomerados de gente para prevenir la propagación viral
-Prohibición absoluta de humo de tabaco en áreas cerradas y dentro hogar
-Vacuna antigripal en aquellos que aún no fueron inmunizados, en especial grupos con riesgo de complicaciones con la gripe como son los niños y niñas con edades entre 6 meses y dos años, embarazadas, mayores de 65 años, personas con factores de riesgo como enfermedades pulmonares, cardíacas, asma, alteraciones de la inmunidad (problemas de defensas), diabéticos, enfermedades neurológicas, genéticas, obesos, insuficiencia renal.

Es importante destacar que el Hospital Garrahan es un centro de alta complejidad donde se realizan procedimientos y tratamientos únicos en  Latinoamérica como cardiocirugías o trasplantes. “Queremos recomendar a la población que, ante la aparición de síntomas respiratorios agudos como fiebre alta, tos o dificultad respiratoria, acudan a los centros de salud cercanos al domicilio o a hospitales de baja o mediana complejidad. El contacto de virus respiratorios con pacientes con enfermedades complejas, como los que concurren al Garrahan, pueden provocar patologías o coinfecciones severas”, afirmó Alejandra Villa, directora médica del Hospital.