Secuestraron más de 80 kilos de cocaína y otros 200 kilos de sustancias de corte: “fue el más grande de los últimos cinco años” expresó Berni

El ministro de Seguridad bonaerense, Sergio Berni, dijo hoy que el operativo “Halloween Blanco”, en el marco del cual se secuestraron más de 80 kilos de cocaína y otros 200 kilos de sustancias de corte, valuados en medio millón de dólares, fue “el más importante de los últimos cinco años” realizado en el territorio provincial.

Durante una conferencia de prensa que brindó esta mañana en Puente 12, partido de La Matanza, el funcionario se refirió al operativo llevado a cabo durante el pasado fin de semana, en el que fueron detenidos cinco integrantes de una organización que actuaba en Moreno y General Rodríguez.

“Se logró desbaratar un laboratorio que transformaba pasta base en cocaína”, dijo Berni y añadió que ello “es producto de una excelente investigación” llevada adelante por la policía y la fiscalía.

“Hace meses que veníamos realizando esta investigación y en uno de los siete allanamientos pudimos desbaratar esta banda y descubrir 85 kilos de cocaína junto a sus precursores”.

Los operativos fueron realizados por personal de la Superintendencia de Investigaciones del Tráfico de Drogas ilícitas y Crimen Organizado, de la Delegación Departamental de Investigaciones (DDI) de Moreno-General Rodríguez, y estuvo supervisado por el fiscal Leandro Ventricelli, de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) 12 de ese distrito judicial.

Fuentes policiales y judiciales detallaron a Télam que, tras una investigación iniciada en septiembre, se llevaron a cabo siete allanamientos en las localidades de Moreno y General Rodríguez, que finalizaron con la aprehensión de dos hombres y tres mujeres, entre ellas la presunta jefa de la organización delictiva.

El operativo fue bautizado por la policía como “Halloween Blanco” porque se desarrolló el fin de semana último, durante la noche de esa celebración.

Según los investigadores, en una de las viviendas investigadas, ubicada en la calle Riobamba, entre General San Martín y Sarmiento, del barrio Agua de Oro, en General Rodríguez, fue detenida Antonia Río Cañete, de nacionalidad paraguaya y presunta jefa de la banda.

Los investigadores precisaron que en su domicilio se halló una cocina de elaboración de cocaína y se secuestraron 50 kilogramos de esa sustancia sin fraccionar, pasta base, 200 kilos de sustancia de corte y demás de elementos de precisión para la producción y distribución de la droga.

En tanto, en una de las paredes de la casa, detrás de un mueble, se hallaron ocultos 30 panes de esa droga, de un kilo cada uno.

De acuerdo con los informantes, el total de la cocaína secuestrada tiene una valuación aproximada de medio millón de dólares.

En los otros allanamientos se incautaron 29 municiones calibre 9 milímetros, un cuaderno con anotaciones, 10 teléfonos celulares, 110.020 pesos, 86 dólares y un auto Volkswagen T-Cross que, presuntamente, la banda utilizaba para la comercialización y el traslado de la droga.

La pesquisa se inició tras una denuncia de venta de estupefacientes en el barrio Pico Rojo, en General Rodríguez, que involucraba a una organización narco-criminal, y cuyos responsables eran tres personas identificadas como “Josefina”, “Flaco” y “Lorena”.

Al avanzar en la investigación, se logró detectar a quienes le proveían las sustancias, de apodos “Negro” (o “Causa”) y “Sofía, con domicilio en la localidad de Lomas de Moreno.

Por orden de la fiscal Ventricelli, se pusieron en marcha los allanamientos que finalizaron con la detención de las cinco personas, el secuestro de la droga y se determinó que la cocaína era abastecida por un laboratorio propio ubicado en el barrio Agua de oro, lindero al Acceso Oeste.

Los investigadores afirmaron que la banda tenía otros puntos de distribución en otras localidades del conurbano y en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires.