Caso Fernándo Báez Sosa: las razones de la fiscal para pedir el sobreseimiento de dos rugbiers

Se trata de Juan Pedro Guarino (19) y Alejo Milanesi (19), quienes ya habían sido beneficiados en el expediente con el cese de su detención el 10 de febrero pasado y a quienes la fiscal acusaba no como coautores, sino como partícipes necesarios.

“Entiendo que el cuadro de convicción a esta altura ha variado, a raíz del plexo probatorio que se ha ido colectando”, señala en su requerimiento la fiscal, quien también destacó que debe aplicarse para ellos el principio de “in dubio pro reo”, es decir, que la duda favorece al imputado.

Al enumerar las razones de su decisión, Zamboni mencionó en primer lugar el “resultado negativo de las diligencias de reconocimiento de personas” en relación a Guarino y Milanesi, a quienes, según la fiscal “no se los ha podido ubicar como agresores de la víctima o de algunos de los restantes damnificados”.

Luego, mencionó el “resultado negativo de la pericia de ADN” respecto del cotejo de los perfiles genéticos de estos dos acusados “con las muestras de importancia obtenidas de las evidencias físicas secuestradas en la pesquisa, y por supuesto, con los hisopados y prendas que vestía la víctima en el momento del homicidio”.

En otro párrafo también destacó que “en las prendas de vestir y zapatillas de los mismos no se ha obtenido perfil genético de Fernando Báez Sosa”.

Zamboni también valoró a su favor el “resultado negativo de la pericia scopométrica realizada sobre las zapatillas secuestradas en el allanamiento fiscal y durante la segunda diligencia realizada en el lugar en que fueron aprehendidos, la que arrojó una coincidencia de impronta solo con Máximo Thomsen”.

La representante del Ministerio Público Fiscal mencionó además que si bien en el análisis de los “10 eventos fílmicos” (videos de cámaras de seguridad) Guarino y MIlanesi “fueron visualizados en el lugar y en inmediaciones por algunas cámaras privadas y públicas (…), lo cierto es que los mismos no han podido tampoco ser ubicados, por las secuencias fílmicas, en el lugar directo de la agresión a Fernando”.

“Efectivamente Juan Pedro Guarino y Alejo Milanesi, estuvieron en el interior de ‘Le Brique’ junto al resto de los imputados, que efectivamente salieron del bailable, resultando incluso filmados desde el propio celular de Lucas Pertossi, pero que ello no los ubica directamente en el lugar central en que le dieron muerte a Fernando”, sostuvo la fiscal.

“El estar allí con su grupo de amigos o resultar con lesiones (en el caso de Guarino por una posible quemadura, y en el caso de Milanesi, por presentar lesiones menores), no habilitan por sí, a mantener una imputación penal por homicidio”, concluyó. Télam.